Compartir o Ver en sitio web
16/11/2012#106
 
 
 

Territorios de futuro

   
Marco Tulio Fortín, especialista en desarrollo rural territorial del IICA, durante Conversatorio
Marco Tulio Fortín, especialista en desarrollo rural territorial del IICA, durante Conversatorio
 
 
 
 

“Estamos escribiendo una nueva página en la historia de Zacatecoluca. A través de un trabajo coordinado y participativo entre todos los actores de este territorio vamos a potenciar el desarrollo; porque no hay territorios sin futuro, solo territorios sin proyectos”, manifestó Francisco Hirezi, Alcalde de Zacatecoluca, ante más de 300 productores durante el primer Conversatorio de Desarrollo Rural con Enfoque Territorial, realizado este día en el municipio ubicado del área paracentral del país.

Esta actividad es parte de los primeros pasos encaminados a la construcción e implementación de una estrategia de desarrollo rural territorial en Zacatecoluca, un proyecto concebido bajo un enfoque integral de los esfuerzos productivos que se desarrollan en la zona para que coincidan en uno solo que integre a todos los sectores y genere una dinámica urbano-rural.

“Un proyecto de desarrollo del territorio, debe ser una apuesta a futuro donde son ustedes los principales protagonistas, quienes definen qué es lo mejor para su propio desarrollo y lo que quieren para su territorio”, expresó a los productores Marco Tulio Fortín, especialista en desarrollo rural territorial del IICA Honduras, quien junto a la Oficina del IICA en El Salvador asesorará a la Alcaldía de Zacatecoluca en el proceso de construcción de la estrategia.

Durante el conversatorio, Fortín compartió la experiencia del poblado hondureño de Belén Gualcho, donde a partir de un proceso de gestión de desarrollo rural con enfoque territorial se han generado múltiples resultados para el territorio en la dimensión económica- productiva, ambiental, político-institucional, socio-cultural y humana.

Por su parte, Jorge Escobar, coordinador del Programa PAF Cadenas Productivas, compartió la experiencia en la ejecución del Programa, a través de una detallada exposición del modelo de intervención. Los cambios alcanzados hasta el día de hoy en aspectos productivos y comerciales, generados a través de la transferencia de conocimiento y tecnología, fueron manifestados por representantes de iniciativas productivas atendidas en el municipio, pertenecientes a las cadenas de granos básicos, miel, lácteos y acuícola.

Según explicó Fortín, el enfoque territorial es un proceso simultáneo de transformación productiva, humana e institucional de un espacio rural determinado, cuyo fin es reducir la pobreza, conservar los recursos naturales y potenciar el talento humano del territorio.

De esta manera, “se pretende lograr una transformación productiva, institucional y humana en la localidad, a través del desarrollo de políticas y estrategias construidas en conjunto con todos los actores interesados en participar”, expresó el Alcalde.

 

Productores fortalecen habilidades comerciales

   
Productores y técnicos del equipo PAF en recorrido por bodega de almacenamiento de granos básicos
Productores y técnicos del equipo PAF en recorrido por bodega de almacenamiento de granos básicos
 
 
 
 

Ruedas de negocios, visitas a plantas procesadoras de la agroindustria y a bodegas de almacenamiento son parte de las actividades a realizar durante el mes de noviembre por la cadena de granos básicos, del PAF Cadenas Productivas, con el objetivo de que los productores integrantes de los Centros de Acopio y Servicios (CAS) participen en experiencias prácticas que fortalezcan sus habilidades en comercialización y negociación.

A fin de mes, se espera haber concretado seis ruedas de negocios, a través de las cuales unos 300 productores tendrán un acercamiento directo con diversas empresas proveedoras de insumos agrícolas y empresas formales de la agroindustria, demandantes de granos básicos.

“Estas son experiencias que permiten a los productores visualizar los beneficios de la asociatividad: las compras en conjunto, reducen costos; estar asociados, les permite ofertar volúmenes mucho más grandes”, explica Ana María López, Especialista en Comercialización de la cadena de granos básicos del equipo PAF.

Asimismo, los recorridos por plantas industriales y bodegas de almacenamiento son oportunidades para conocer los procesos transformación del producto, desde el momento en el que se recibe en la planta hasta que es procesado. Además, permite a los productores conocer las normas de calidad que la agroindustria exige y aquellas medidas de conservación que deben aplicarse en los CAS al momento de almacenar los granos.

Entre estos requerimientos están: evitar que el producto presente granos quebrados o picados, impurezas, daños por hongos, ausencia de plagas, niveles óptimos de humedad, entre otros. Contar con una infraestructura que presente condiciones adecuadas de temperatura, ventilación y humedad, así como el uso adecuado de insecticidas y otras medidas preventivas para evitar la contaminación por plagas, son algunas recomendaciones a seguir para un adecuado almacenamiento del producto.

El itinerario de actividades calendarizadas, explica la Especialista, están orientadas a facilitar la articulación de los productores de granos básicos con los mercados formales. “Es una serie de acercamientos en los que se trata de llevar, de forma paralela, contactos entre la oferta y la demanda de granos básicos, para que los productores sepan cómo comercializar, pero al mismo tiempo, conozcan a dónde va a llegar su producto y comprendan porqué se les motiva a producir con calidad”, dice López.

Desde del mes de julio a la fecha, los productores de granos básicos atendidos con el PAF Cadenas Productivas han logrado comercializar en mercados formales más de nueve mil quintales de maíz blanco y alrededor de dos mil quintales de frijol rojo.

 

Consolidación de estrategias frente al cambio climático

   
Sesión de coordinación para conformación del Nodo Científico-Técnico Internacional
Sesión de coordinación para conformación del Nodo Científico-Técnico Internacional
 
 
 
 

Como seguimiento a los objetivos del Programa Intergubernamental de Cooperación para el Cambio Climático (PRICA-ADO), el pasado 9 de noviembre se llevó a cabo, en la Oficina del IICA, la reunión de Conformación del Nodo Científico-Técnico Internacional, cuyo propósito es el de fortalecer dentro de los países participantes, los procesos de adaptación de la agricultura al cambio climático. Dentro de la agenda, entre otros puntos, se discutió la implementación del Programa en El Salvador y la gestión de fondos para su ejecución.

Diferentes actores de la sociedad involucrados con el tema del cambio climático asistieron a la reunión de conformación: las Direcciones de Ordenamiento Forestal, Cuencas y Riego, y de Cambio Climático, del Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG); el Ministerio de Relaciones Exteriores, el Centro Nacional de Tecnología Agropecuaria y Forestal (CENTA), la Catholic Relief Services (CRS) y los puntos focales del programa. Todos ellos se convertirán en enlaces del Nodo Nacional y serán quienes operen el Programa a nivel nacional.

La propuesta del PRICA-DO, ante el cambio climático, camina en dos grandes líneas: el ordenamiento en el uso de la tierra, según su vocación, a través de su optimización y aplicación de modelos sostenibles; y el logro de dicho objetivo, a través propuestas locales o pactos sociales, surgidos desde los mismos territorios.

Considera que el fenómeno climático debe ser enfrentado a nivel local, en cuatro dimensiones: ambiental, tomando en cuenta cuencas y subcuencas; económico, debido a las pérdidas de cosecha, y bajos rendimientos; política-administrativa, mediante la creación de infraestructura institucional relacionada con el tema; y la dimensión socio-cultural tomando en cuenta tradiciones, etnias, etc.

¿Qué tan preparados estamos para enfrentar los cambios en el clima y sus consecuencias? ¿Contamos con los medios para reaccionar oportunamente? ¿Contamos con las capacidades técnicas para innovar y reaccionar ante el fenómeno? Estos son los grandes desafíos que los países integrantes del Programa – México, Centroamérica, Colombia y República Dominicana- deben enfrentar y que se discutirán en la próxima reunión el 27 de noviembre, en Centro de Liderazgo y Gestión de Conocimiento de la Oficina, y que serán el punto de partida para formular estrategias o propuestas para enfrentar el cambio climático.

PRICA-ADO es una iniciativa para crear un programa de cooperación técnica intergubernamental, integral y permanente, que contiene agendas de los nueve países participantes y una agenda regional, para desarrollar competencias y fortalecer capacidades en México, Centroamérica y Colombia para la gestión territorial de procesos de adaptación de su agricultura (en el ámbito silvoagropecuario) a los efectos del cambio climático.

 

Construcción de proyectos para la difusión de innovaciones

   
Demostración de innovación para presecado de frijol con plástico negro
Demostración de innovación para presecado de frijol con plástico negro
 
 
 
 

Una serie de talleres del Proyecto RedSicta Red de Innovación Agrícola se llevaron a cabo esta semana, en diferentes puntos del país, con la participación de más de 50 productores representantes de asociaciones agropecuarias, quienes también participan en las Escuelas de Campo del PAF Cadenas Productivas.

Las reuniones técnicas han permitido recolectar insumos para la construcción del marco lógico de los proyectos: Promoción y difusión del sistema de buenas prácticas agrícolas (BPA) bajo el método ECAS, y Difusión del uso de cubierta plástica en el secado de frijol.

A través de las jornadas participativas realizadas del 14 al 16 de noviembre, que han sido facilitadas por el Enlace y Punto Focal de la Red, los participantes conocieron sobre proyectos que ya han sido aprobados por el directorio de RedSicta, los cuales sirvieron como ejemplo para la construcción de las líneas generales de los marcos lógicos de los proyectos antes mencionados.

“Mediante estos ejercicios de conocimiento de herramientas analíticas, que contribuyen a la planificación y gestión de proyectos, los productores amplían y fortalecen sus conocimientos, que van más allá de lo meramente productivo”, explicó Miguel Gallardo, Enlace RedSicta en El Salvador.

En las reuniones, centralizadas por territorios- occidental, oriental y paracentral del país- se discutieron, además, las acciones a realizar para alcanzar resultados en el corto plazo, mediante la implementación de las innovaciones de presecado de frijol con plástico negro, y uso de inoculante.

Toda la información recolectada durante los talleres se sistematizará en un documento que será presentado al directorio RedSicta e incluirá, entre otros, las actividades realizadas enfocadas a la validación de las tecnologías; y la difusión de las mismas, que se ha llevado a cabo por medio de giras de campo, parcelas demostrativas y materiales gráficos, entre otros.

La tercera fase del Proyecto RedSicta, auspiciado regionalmente por COSUDE, se ejecuta con el apoyo del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA) y tiene como fin el mejorar la condición de vida de los pequeños agricultores de maíz y frijol a través de facilitarles tecnologías innovadoras a lo largo de las cadenas productivas.

 
Si desea más información o quiere compartir comentarios o sugerencias, escriba al correo cindy.hernandez@iica.int
Comité Editorial
Dr. Gerardo Escudero
Cindy Hernández
Elba Márquez
Claudia Gaitán
Luis Flores
 
Suscríbase Contáctenos www.iica.int
© IICA Oficina El Salvador promueve el uso justo de este documento.
Se solicita que sea citado apropiadamente cuando corresponda