Compartir o Ver en sitio web
07/12/2013#156
 
 
 

Trato hecho

   
Paola Martell, Gerente General de Agroindustrias Polita.
Paola Martell, Gerente General de Agroindustrias Polita.
 
 
 
 

Las riguas, los tamales, pupusas, tortillas y atol de elote; conservas y refrescos en polvo producidos por Agroindustrias Polita fueron de los productos que más llamaron la atención de los compradores y distribuidores, durante una rueda de negocios realizada en Houston, Texas, el 21 de noviembre, la cual constituyó el
“examen final” donde 10 empresas salvadoreñas con potencial de exportación tuvieron la oportunidad de poner en práctica los conocimientos adquiridos durante un semestre de capacitaciones en la metodología Plataforma de
Exportación.

La empresa logró, fruto de la misión, concretar un negocio por $100 mil dólares aproximadamente, con una empresa distribuidora: enviarán a finales de diciembre un contenedor de productos conservados: pacaya, nance, mangos
en salmuera y salsa de chile, y semillas de paterna, que suman un promedio de 16,800 frascos.

“La misión a Houston constituyó la prueba final donde debíamos demostrar lo aprendido a lo largo de los módulos de capacitación de la Plataforma de Exportación; considero que fue una misión exitosa para todas las empresas,
pues conocer de cerca el mercado internacional es una experiencia que genera retos”, cuenta Paola Martell, Gerente General de Industrias Polita.

Para la Gerente, dentro de los conocimientos adquiridos a través de los módulos de la Plataforma destaca el tema de las Reglas Internacionales para la Interpretación de Términos Comerciales, conocidas como Incoterms, utilizadas en el comercio internacional para definir condiciones contractuales; así como también las herramientas que le permitieron conocer y comparar costumbres y patrones de consumo de los consumidores en el mercado internacional.

Por su parte, la Asociación Cooperativa de Paneleros de R.L. (ACOPANELA) con su dulce de panela y panela granulada, igualmente despertó el interés de compra de varias empresas en Houston y concretó negocios.

“Para el mes de marzo, tenemos el compromiso de enviar hacia Houston un contenedor con 28,000 unidades de dulce de panela, una venta que asciende a más de $25,000”, explica Mauro Meléndez, representante de la Asociación.

Como una “excepcional oportunidad” considera Meléndez la misión hacia el país norteamericano, pues a partir de ella se han generado reuniones de seguimiento con otras empresas interesadas en distribuir la panela en los
Estados Unidos, quienes han enviado a sus representantes a visitar la planta de producción y a pactar negocios.

“Considero que todos los temas que nos impartieron en la Plataforma de Exportación fueron fundamentales; los que más pusimos en práctica durante la rueda de negocios fueron, desde la presentación personal ante el cliente, determinar los precios de venta, hasta cómo concretar el negocio”, concluye Meléndez.

“Hubo una buena acogida y una enorme receptividad por parte de los compradores hacia los productos salvadoreños. Fue evidente que las enseñanzas impartidas y herramientas transmitidas a los participantes por medio de los módulos de la Plataforma fueron puestas en práctica” explicó Daniel Rodríguez, Especialista en Agronegocios y Comercialización de IICA.

Exportar sobre una sólida plataforma

Alimentar

Según estimaciones realizadas por la Agencia de Promoción de Exportaciones e Inversiones de El Salvador (PROESA), fruto de la misión comercial y de las 84 citas de negocios que se concertaron, se espera, en el mediano plazo, se concreten en negocios de entre $750 mil a $1 millón de dólares.

La misión, que se llevó a cabo del 17 al 21 de noviembre, estuvo conformada por representantes de 10 empresas salvadoreñas quienes realizaron, previo a la rueda de negocios, diferentes actividades en el país norteamericano
como visitas a diversos puntos de venta de productos latinos con el objetivo de conocer “in situ” el funcionamiento del mercado, patrones de consumo, empaques, y sobre todo, precios de referencia para que pudieran ofertar
razonablemente.

La gama de productos presentada por los empresarios salvadoreños fue muy variada: café en distintas presentaciones –gourmet, molido, orgánico-; frutas congeladas o transformadas en paletas, jaleas, pulpas; tamales, licores de tamarindo y cacao; miel de abeja, entre otros.

La metodología Plataforma de Exportación es un proceso que contribuye a la generación de nuevos exportadores y a mejorar las posibilidades de acceso a mercados internacionales; un esfuerzo coordinado por la Agencia de Promoción de Exportaciones e Inversiones de El Salvador (PROESA), en el marco del Programa “Exportar Más”, el Ministerio de Economía (MINEC) y la Oficina del IICA en El Salvador, con apoyo del Programa Hemisférico de
Agronegocios y Comercialización (PAC) del IICA.

 

Un camino para la conservación de los recursos fitogenéticos

   
 
 
 
 

Mesoamérica – territorio comprendido entre el sur de México, los países de Guatemala, El Salvador, Belice, y el occidente de Honduras, Nicaragua y Costa Rica- alberga una gran diversidad agrícola y fitogenética.

De acuerdo con David Williams, Gerente del Programa de Agricultura, Recursos Naturales y Cambio Climático del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA), esta región es uno de los principales centros mundiales de domesticación de plantas y cuna de la agricultura.

Ante las inminentes amenazas del cambio climático, esa enorme riqueza de recursos fitogenéticos, que encierra unas cien especies domesticadas, es un elemento fundamental para adaptar los sistemas agrícolas a los cambios
anticipados, y así garantizar la seguridad alimentaria de la población. Sin embargo, la pregunta fundamental es ¿Cómo lograrlo?

El Plan de Acción Estratégico para Fortalecer la Conservación y Uso de los Recursos Fitogenéticos de Mesoamérica, como Alternativa de Adaptación al Cambio Climático (PAEM), podría dar una respuesta. Es un mapa de ruta, a diez años, para fortalecer la conservación, el acceso y el uso de los recursos fitogenéticos como elemento estratégico para la seguridad alimentaria y la adaptación de la agricultura al cambio climático y otras amenazas.

El PAEM fue compartido por Williams ante más de 130 investigadores y científicos de diferentes países de América, en el marco del IX Simposio de Recursos Genéticos para América Latina y el Caribe (SIRGEALC), realizado
del 25 al 27 de noviembre en El Salvador. Según expuso el Gerente, el Plan consta de seis ejes temáticos:

  • Conservación: incluye la conservación en finca e in situ de los recursos fitogenéticos, a partir de la creación de territorios bioculturales y el apoyo a los sistemas locales de semillas; y un nuevo sistema de conservación ex situ que permita un servicio óptimo a sus usuarios.
  • Uso sostenible: identifica medidas para facilitar la disponibilidad de materiales genéticos, para fomentar la diversificación de cultivos y mejorar la difusión de variedades mejoradas.
  • Instituciones y políticas: incluye medidas de apoyo a los ejes de conservación y uso sostenible, los pasos hacia la implementación del Tratado Internacional sobre los Recursos Fitogenéticos para la Alimentación y la Agricultura en los países contratantes, y las medidas para implementar los derechos del agricultor.
  • Educación y fortalecimiento de capacidades: describe acciones orientadas a permitir la participación de agricultores, tomadores de decisiones, académicos y otros profesionales en la implementación del PAEM.
  • Operacional: identifica marcos de articulación y mecanismos de coordinación regional necesarios para la ejecución del Plan Estratégico.
  • Financiación: identifica acciones necesarias para movilizar recursos en apoyo a la implementación del PAEM.

Alimentar

A pesar de que el Plan ha sido enfocado en 10 cultivos mesoamericanos –maíz, frijol, yuca, camote, calabaza, amaranto, chile, papaya, aguacate y un forraje nativo-, priorizados por su importancia para la seguridad alimentaria
local y mundial y por su potencial para la generación de ingresos, sus estrategias son relevantes para todos los recursos fitogenéticos para la alimentación y la agricultura de la región.

Más de un centenar de representantes de los gobiernos nacionales, universidades, organizaciones agrícolas, sociedad civil, donantes y organismos regionales e internacionales –como el IICA, FAO y CATIE- y representantes de los 130 países parte contratantes del Tratado Internacional sobre los Recursos Fitogenéticos para la Alimentación y la Agricultura, participaron activamente en los procesos de consulta para la construcción del PAEM.

“¿Por qué necesitamos un Plan de Acción? Por la alta vulnerabilidad de Mesoamérica al cambio climático, y porque la adaptación de la agricultura a nuevos climas necesitará de materiales encontrados más allá de las fronteras
nacionales. En este contexto, los Recursos Fitogenéticos para la Alimentación y la Agricultura nativos representan opciones presentes y futuras para responder a estos desafíos”, reflexionó Williams.

Con un horizonte de implementación a partir del 2014 al 2024, entidades como el Consejo Agropecuario Centroamericano (CAC), la Comisión Centroamericana de Ambiente y Desarrollo (CCAD), el Sistema de Integración
Centroamericano de Tecnología Agrícola (SICTA), el IICA, FAO, entre muchas otras entidades, han ofrecido su respaldo para la puesta en marcha del PAEM.

 

Alianza BCIE-IICA

El Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE) y el Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA) firmaron un acuerdo de colaboración para impulsar la cooperación técnica en el desarrollo
sostenible del sector agropecuario en la región centroamericana.

El convenio facilitará la realización de acciones y la cooperación entre el BCIE y el IICA para contribuir a incrementar la inversión pública y privada en la agricultura y el desarrollo rural, a través de diversos mecanismos que permitan la mejora de la productividad, la competitividad del sector agrícola y la capacidad de los productores agrícolas para mitigar los efectos del cambio climático y adaptarse a sus condiciones. Esto contribuirá con los Objetivos de
Desarrollo del Milenio (ODM).

El documento suscrito traza, entre algunos objetivos, el de mejorar la productividad y la competitividad del sector agrícola, potenciar la contribución de la agricultura para el desarrollo de los territorios y el bienestar rural, mejorar
la capacidad de la agricultura para mitigar y adaptarse al cambio climático y utilizar mejor los recursos naturales.

El acuerdo general de cooperación se suscribió – el jueves anterior – por el Presidente Ejecutivo en Funciones del BCIE, Alejandro Rodríguez Zamora, y el Director General del IICA, Víctor M. Villalobos.

El Director General del IICA destacó la importancia de esta alianza con un socio financiero. “La inversión en agricultura es rentable no solo para producir más, sino porque con ella se puede dotar a los habitantes del campo de
herramientas innovadoras para que mejoren sus ingresos y calidad de vida”, afirmó.

Con la firma del acuerdo, ambas instituciones avanzan y se comprometen aún más en la búsqueda de iniciativas que promuevan la reducción de la pobreza, la competitividad del sector agrícola y la integración centroamericana. Además, potenciarán la contribución de la agricultura para el desarrollo de los territorios y el bienestar rural.

*Información brindada por Comunicación Social, IICA Sede Central

 

El boom de las trilladoras

   
Demostración de uso de máquina trilladora, durante actividad de fortalecimiento institucional.
Demostración de uso de máquina trilladora, durante actividad de fortalecimiento institucional.
 
 
 
 

La demanda para trillar frijol de forma mecanizada ha aumentado en El Salvador. En ese contexto, el Centro Nacional de Tecnología Agropecuaria y Forestal “Enrique Álvarez Córdova” (CENTA) solicitó, recientemente, al
Proyecto IICA/RedSicta un intercambio de conocimiento para analizar la capacidad de respuesta instalada ante las crecientes solicitudes de productores de pequeña escala.

CENTA posee distintos tipos de trilladoras, en su mayoría adaptadas; es decir máquinas para desgrane de maíz que, con leves modificaciones mecánicas, funcionan para extraer el frijol. Algunos de esos equipos están diseminados en distintas partes del territorio para facilitar a los agricultores la tarea de extraer el grano.

El Proyecto facilitó el intercambio mediante la visita de un técnico de la empresa EMACO, que posee experiencia en ese tipo de máquinas en Nicaragua. Durante la actividad de fortalecimiento institucional se brindaron consejos para el buen funcionamiento de los aparatos; además, se verificaron y compararon los rendimientos de algunos modelos de trilladoras en las instalaciones del Centro.

Según el diagnóstico, las modificaciones permiten –a bajo costo económico- hacer funcionar los equipos para una labor diferente y cumplen un fin provisional; pero no alcanzan ni el 25% del rendimiento de las máquinas fabricadas específicamente para ese propósito.

De esa manera, IICA/RedSicta facilitó a la Unidad de Investigación del CENTA sumar opiniones y recibir recomendaciones para la validación de las desgranadoras modificadas.

En un futuro cercano, la institución puede considerar adquirir modernas trilladoras de frijol que puedan procesar unos 40 quintales por hora. Para ese calibre de procesamiento, la demanda del servicio tendría que seguir elevándose y, por ende, el volumen de la producción nacional continuar con una tendencia a la alza.

La oportunidad de gestión de conocimiento fue propicia para que la institución también obtuviese asesoría en limpieza y calidad del grano.

La actividad se realizó con el apoyo de la Oficina IICA El Salvador y la coordinación estuvo a cargo del enlace técnico local del Proyecto IICA/RedSicta, con la participación del punto focal por parte de la autónoma.

El Centro Nacional de Tecnología Agropecuaria y Forestal viene realizando demostraciones de trillado de frijol con desgranadora, una tecnología también promovida a nivel Centroamericano por el mismo proyecto financiado por la
Cooperación Suiza en América Central.

 

Lineamientos para la gestión del conocimiento en el PRIICA

La gestión del conocimiento es un elemento transversal a todas las actividades del Programa Regional de Investigación e Innovación por Cadenas de Valor Agrícola (PRIICA). Bajo esa premisa, miembros del Grupo Nacional de Enlace (GNE) del Programa fueron retroalimentados sobre la Estrategia de Gestión del Conocimiento para la Innovación Tecnológica del PRIICA.

La socialización fue realizada en el marco de un taller de trabajo, los días 5 y 6 de diciembre, entre el GNE local –integrado, en el caso de El Salvador, por cuatro investigadores del Centro Nacional de Tecnología Agropecuaria y
Forestal “Enrique Álvarez Córdova” (CENTA), y los enlaces de CENTA y del IICA para el PRIICA- y Allan Meneses, Especialista en Innovación Agrícola del Programa, con el objetivo de hacer una revisión del estado actual de los
proyectos de innovación desarrollados en el marco del Programa.

Creación y fortalecimiento de competencias en los actores, fortalecimiento de redes de innovación tecnológica, establecimiento de alianzas estratégicas y difusión del conocimiento generado, son los cuatro enfoques de la Estrategia, según expuso – vía video conferencia – Kathya Lines, Especialista en Gestión del Conocimiento del PRIICA.

La ocasión también permitió definir un plan de trabajo para los meses de diciembre 2013 y enero 2014 con actividades específicas a realizar en cada uno de los producto cadena priorizados- papa, tomate, yuca y aguacate- y
retroalimentar a los investigadores sobre los objetivos del Plan Estratégico de Innovación (PEI), cuyo propósito es lograr, en el corto plazo, convertir las tecnologías en verdaderas innovaciones.

El PRIICA es un programa regional financiado por la Unión Europea y ejecutado por el IICA en conjunto con los Institutos Nacionales de Investigación Agrícola (INIA) de cada país. Su objetivo principal es contribuir al incremento
de la disponibilidad y acceso a los alimentos a través de la investigación e innovación agrícola.

La Oficina del IICA en El Salvador proporciona apoyo en las actividades ejecutadas a nivel nacional por el Programa.

 
 
 
 

articulos y noticias

Felices Fiestas

 
Si desea más información o quiere compartir comentarios o sugerencias, escriba al correo cindy.hernandez@iica.int
Comité Editorial
Dr. Gerardo Escudero
Cindy Hernández
Elba Márquez
Claudia Gaitán
Luis Aquino
 
Suscríbase Contáctenos www.iica.int
© IICA Oficina El Salvador promueve el uso justo de este documento.
Se solicita que sea citado apropiadamente cuando corresponda