Compartir o Ver en sitio web
31/08/2015#186
 
 
 

CAC: Alerta regional por sequía

 
 
 

Cambio climático, combate a la roya del café y la agricultura familiar y el desarrollo territorial, con énfasis en agricultura urbana y periurbana, constituyen los tres grandes temas que marcarán el camino recién iniciado por El Salvador al frente de la Presidencia Pro Tempore del Consejo Agropecuario Centroamericano (CAC), integrado por los Ministros de Agricultura de Centroamérica.

Según dio a conocer Orestes Ortez, Ministro de Agricultura y Ganadería de El Salvador, y Presidente Pro Tempore, la priorización obedece a una la intensidad de la variabilidad climática en la región; la presencia del fenómeno de El Niño que supera al de mayor intensidad acaecido el siglo anterior; el énfasis en la sanidad del cultivo de la roya, y, finalmente, la agricultura familiar, campesina e indígena que demanda esfuerzos para centrarla como sujeto de política de desarrollo integral.

La grave situación originada por la sequía que afecta a Centroamérica derivó en un pronunciamiento de los Ministros, Viceministros y representantes de los gobiernos de la región para declarar alerta agropecuaria regional, ya que la falta de lluvias está impactando en el Corredor Seco Mesoamericano, donde la alteración climática afecta a 1.6 millones de personas. Esto ocurrió la tercera semana de agosto en el marco de la reunión de San Salvador.
En la reunión del CAC, el Director General del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA), Víctor M. Villalobos, brindó una antesala del Encuentro de Ministros de Agricultura de las Américas 2015, que se efectuará en octubre, en México.

El Director General expuso el tema base que tratarán expertos y autoridades en ese encuentro: cómo lograr una productividad agrícola competitiva, sustentable e incluyente que además impulse la inclusión en los territorios rurales.

Adicionalmente, compartió los avances del Programa Centroamericano de Gestión Integral de la Roya del Café (PROCAGICA), una iniciativa del IICA, financiada por la Unión Europea, que busca implementar medidas de adaptación al cambio climático para las poblaciones que viven en zonas vulnerables de producción de café, ante los efectos adversos de los fenómenos ambientales. Más detalles en la siguiente nota.

Otros temas y aportes de cooperantes o entidades que trabajan en la dinámica regional conformaron la agenda técnica en esa sesión del Consejo.

 

Roya, un tema con atención continua

 
 
 

La emergencia por roya del café es una situación que, con matices, conserva vigencia. Recientemente, en San Salvador, diversos actores revisaron el plan que se emitió a nivel regional, en 2012-2013, en ese entonces el tema acaparó la atención y la virulencia del ataque del hongo empezaba a causar impactos que se agravarían con el tiempo.

La idea de la reunión fue preparar, conocer y analizar la ejecución y el avance de la atención de la emergencia de la roya del café; abonar a un nuevo plan de trabajo 2014-2015, fortalecer la articulación de los organismos involucrados en materia de café, construir una hoja de ruta para un plan estratégico y de trabajo en caficultura, teniendo en cuenta la situación de la roya y el cambio climático.

Wilfredo Rubio, en nombre del Ministro de Agricultura y Ganadería de El Salvador (MAG) que posee la Presidencia pro Tempore del CAC, aseguró que la caficultura es prioridad para el Gobierno de este país, no solo en lo económico, sino lo ambiental.

El espacio permitió a Hugo Hernández, Director Ejecutivo de Consejo Salvadoreño del Café (CSC), hacer una presentación donde explicó los cambios en la mesa del Directorio del CSC, el nuevo enfoque y visión institucional, según lo cual la institución se convierte en el ente rector de la caficultura en El Salvador, acompañado en el trabajo técnico por CENTA Café. Bajo ese cambio, el MAG preside la referida mesa pero se han sumado y restado actores nacionales que participan en ese espacio a fin de lograr una articulación del tema con énfasis en un esfuerzo interinstitucional.

Además, explicó que no se pueden desvincular del combate a la roya una serie que el CSC realiza como: estudios económicos, permisos de exportación, control de calidad, acreditación y registro de productores, capacitación, posicionamiento de la marca, entre otros.

Enrique Abril, Coordinador Regional del Plan Combate a la Roya del Café, mencionó, con base en estudios, que hay tres factores ligados a la enfermedad: económicos, con implicaciones en el manejo; factores fenológicos, con implicaciones en la susceptibilidad de las plantas; y los meteorológicos que inciden en la proliferación del hongo. Sobre este último punto, reveló que el adelanto de las lluvias y épocas lluviosas con períodos más secos, como las canículas, abonan a la propagación.

Adán Hernández, Coordinador de la División CENTA Café del MAG, indicó sobre el punto correspondiente a la epidemiología de la roya. Reveló que antes no se presentaba en condiciones de estricta altura; y el periodo de incubación antes era de 22 a 30 días; duraba de latencia de 35 a 45 días; actualmente, el primero se ha reducido a 12 días y el segundo 24 días, y afecta plantaciones de media altura. Conclusión se ha aumentado la agresividad en gran medida por la temperatura.

Sobre las variedades de café resistentes y la relación calidad de taza, Abril mencionó que el Specialty Coffee Asociation of America (SCAA) está trabajando en una nueva escala de catación, ya que el perfil de taza varía en el tiempo, es como el vino, porque las condiciones climáticas se modifican y los sabores también van cambiando.
La sesión fue posible en el marco de las actividades del Consejo Agropecuario Centroamericano (CAC), con apoyo del Programa Agroalimentario Sostenible de USAID a PROMECAFE en lo respectivo al “Plan regional de combate integrado de la roya”.

 

PROCAGICA, un nuevo apoyo para la caficultura

Gabriel Rodríguez, Representante del IICA en El Salvador, expuso algunos detalles del Programa Centroamericano de Gestión Integral de la Roya del Café (PROCAGICA), el cual será auspiciado por la Unión Europea, con aporte adicional de GIZ, y apoyo de IICA. Desde el próximo año y una vez completado el proceso de firma, involucrará a una diversidad de actores en Centroamérica y República Dominicana. Los beneficiarios serán diversos en cada país; pero variarán de acuerdo a los resultados proyectados.

La iniciativa contribuirá a abordar el cambio climático y los efectos ambientales a través de la adaptación y aplicaciones de medidas; así como la adaptación, mitigación y reducción del riesgo de desastres ambientales y químicos.

PROCAGICA, con cerca de 18 millones de dólares, pretende que las autoridades y entidades científicas regionales aumenten sus capacidades en términos de formulación de políticas, desarrollo de programas y medidas para la adaptación al cambio climático; así como potencien otro tipo de respuestas de la población más vulnerable que vive en zonas de producción afectadas por roya; establecer redes climáticas y de alerta temprana; investigación aplicada en campo, validación, extensión y transferencia de tecnología.

FAO, PMA, PRESENCA, PROMECAFE, FEWSNET, RUTA-USAID presentaron también acciones realizadas en torno a la roya, como parte de la sesión de trabajo. Otro tema que destacó fueron los sistemas de alerta temprana, o herramientas caracterizadas bajo ese concepto, que merecen una coordinación o integración interinstitucional como punto de trabajo futuro.

 

México aporta capacitación sobre agua y suelo

 
 
 

La exposición de trabajos grupales, teniendo como referencia de trabajo el caso del municipio salvadoreño de Cinquera, puso punto final a una semana de trabajo del Curso “Conservación de agua y suelo”, auspiciado por la Secretaria de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación de México (SAGARPA), organizado con el apoyo del Instituto Mexicano de Tecnología del Agua (IMTA), en coordinación con IICA.

De esa manera, la cooperación técnica agrícola entre México y Centroamérica, se concretizó favoreciendo a 45 técnicos entre nacionales, Centroamericanos y Dominicanos. El curso fue un recorrido conceptual por las bases teóricas de la conservación de agua y suelo; además de un panorama de energías renovables o alternativas, todo complementado con elementos prácticos.

El Salvador fue la sede de la capacitación, que tuvo una duración de cinco días, fase teórica, prácticas y gira de campo hacia Cinquera, departamento de Cabañas, zona paracentral del país.

La actividad fue inaugurada por el Ministro de Agricultura y Ganadería de El Salvador, Orestes Ortez, el pasado lunes 17 de agosto. En esa ocasión, la máxima autoridad agrícola del país, recordó la exhortación del Vaticano al hacer un llamado a ocuparnos de la tierra, a fin de visualizar qué clase de vida le damos a las sociedades.

Tres canículas, una sequía que golpe a sitios con más de 50 días sin lluvia, donde la pequeña economía que depende de la producción agropecuaria, se ve muy golpeada, obliga a criterio del alto funcionario a actuar.
“Ya no podemos estar haciendo diagnósticos, tenemos que realizar lo mejor de nosotros, y felicito al IICA por el apoyo”, enfatizó el Ministro.

El curso cobra especial relevancia en un contexto de sequía en El Salvador, por el fenómeno del Niño. Asimismo, Centroamérica, caracterizada por suficientes recursos hídricos, presenta problemas de disponibilidad, esto se debe a la irregular distribución espacial y temporal de la precipitación, más la insuficiencia o inexistencia de obras de regulación y el impacto de la degradación de las cuencas.

Alfredo Gómez Garzón, especialista del IMTA y coordinador del taller, mencionó respecto al fenómeno de El Niño, que frente a éste con manejo y metodología se puede preparar el terreno ante sequías prolongadas que se proyectan o fenómenos extremos.

Gabriel Rodríguez, Representante del IICA en el país, relató casos de previsiones en otros continentes, ya que el tema de la sequía no es exclusivo de Centroamérica. Abogó por el uso eficiente del agua, ante el crecimiento del consumo humano y la menor disposición del recurso para el sector productivo. También, abogó por aprovechar las nuevas tecnologías, como el riego dirigido que incluye fertilizantes. No olvidó mencionar la cosecha de agua, para evitar que el agua corra hacia al océano.

Franklin Marín, Coordinador del Centro de promoción de capacidades técnicas en la sede central de Instituto, expresó que “esto es buscar formas nuevas de cooperación técnica donde pudiéramos aprovechar las experiencias de los países miembros del IICA”.

Marín calificó de exitoso el programa con SAGARPA; reconoció la trayectoria IMTA y ante los numerosos participantes indicó que la expectativa de asistentes fue superada.

El curso hizo énfasis en la productividad y uso eficiente del agua para superficies de riego y temporal, con el propósito de dotar elementos técnicos, ambientales y sociales. Incluyó temas de sustentabilidad del agua y recursos asociados como suelo y vegetación en las diversas cuencas hidrológicas.

Desde conceptos básicos como: qué es erosión, delimitación de la cuenca, avanzando por sistemas de información geográfica, planes de manejo, prácticas de conservación de agua y suelo, gobernanza del agua, diques, tecnologías para la gestión de cuencas, comités de aguas y playas, cuencas transfronterizas hasta equipos de mediciones desarrolladas por IMTA, entre otros puntos fueron abordados en la semana de capacitación.

El curso contó con los conocimientos de: Javier Ramírez Luna, Subcoordinador de Conservación de Cuencas y Servicios Ambientales, especialista en empleo y aprovechamiento de energías alternativas; Alfredo Gómez Garzón, Jefe de proyecto IMTA y Especialista en Hidráulica y Gestión de Cuencas; y Héctor Cortés Torres, Especialista en Hidráulica y Diseño e implementación de Obras y Prácticas de Conservación de Agua y Suelo, así como captación, almacenamiento y aprovechamiento de agua de lluvia.

En el sitio web IICA El Salvador podrá encontrar los contenidos servidos. Vea los testimonios a continuación: https://youtu.be/Cv-F92i1fWY

 

Elaboración de un listado de plagas cuarentenarias

Técnicos de los Ministerios de Agricultura de Honduras, Guatemala y El Salvador, con labores orientadas a la protección fitosanitaria; así como personal técnico de OIRSA e IICA fortalecieron conocimientos, con el propósito de mejorar las capacidades técnicas de los referidos países para la elaboración de un listado de plagas cuarentenarias.

Con una capacitación realizada al cierre de julio, cada una de las naciones adquirió el compromiso de generar y publicar una lista por país de plagas, cuarentenarias y cuarentenarias reglamentadas. De esa manera, se marca un paso que contribuye a la apertura de mercados internacionales y a evitar las barreras comerciales no justificadas.
La actividad denominada: “Criterios y Procedimientos para Formular Listados de Plagas Cuarentenarias”, efectuada del 28 al 30 de julio de 2015, fue auspiciada por el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA, por sus siglas en inglés) y la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID, por sus siglas en inglés).

Los 22 asistentes aprendieron y revisaron temas como: el Acuerdo sobre la aplicación de Medidas Sanitarias y Fitosanitarias; insumos para la elaboración de listados de plagas cuarentenarias: relación entre las listas y el análisis de riesgo; la notificación de presencia, brote, dispersión erradicación y áreas libres de plagas; notificación de incumplimiento y acción de emergencia; normas nacionales en relación con estándares internacionales; conceptos incluyendo aquellos vinculados a áreas de baja prevalencia y lugares de producción libres, entre otros puntos.

Análisis de casos, ejemplos de aplicación en Suramérica debates, presentaciones grupales; así como la elaboración de un ejercicio para la construcción de un listado fueron parte de la metodología utilizada, con los participantes, en la capacitación. Además de los temas teóricos, hubo espacios de consulta y trabajo sobre estándares internacionales.

Se organizaron grupos por país con el propósito de identificar el camino a seguir para establecer, mantener y poner a disposición de los interesados y de la Convención Internacional de Protección Fitosanitaria (CIPF) la lista nacional de plagas cuarentenarias. Al respecto, los equipos identificaron limitantes; así como un plan de acción para superarlas.

Las instructoras fueron Lilian Daisy Ibañez del Servicio Agrícola y Ganadero de Chile; María Elena Gatti, del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria de Argentina; y, por parte del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA), Lourdes Fonalleras, Especialista en Sanidad Agropecuaria e Inocuidad de los Alimentos (SAIA) de la Oficina Uruguay, quien aportó en términos de cooperación técnica y logística.

 

El Salvador gana un Premio INNOVAGRO 2015

 
 
 

El Parque Tecnológico Agroindustrial (PTA) del Viceministerio de Ciencia y Tecnología de El Salvador fue elegido por el Jurado del Premio INNOVAGRO 2015 como ganador en la categoría Innovación Social.

El galardón que otorga anualmente la Red INNOVAGRO, es un premio en tres categorías de innovación: tecnológica, institucional y social. El grupo está integrado por más de 80 miembros del sector agroalimentario de países como Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, El Salvador, Holanda, España, Guatemala, Israel, México, Nicaragua, Perú, República Dominicana, y Uruguay.

La innovación salvadoreña ganadora fue: “Bebida Biofortificada” presentada por Vilma Ruth Calderón de Zacatares, investigadora técnico de la Dirección de Investigación en Ciencia Tecnología e Innovación del PTA.

Las propuestas fueron evaluadas por un jurado presidido por Alberto Majó, Secretario General del Programa Iberoamericano de Ciencia y Tecnología Para El Desarrollo, CYTED, e integrado por cuatro integrantes del Comité del Área de Agroalimentación, de diferentes nacionalidades.

El Premio será entregado mañana 1 de septiembre en Santiago de Chile, en el Seminario Internacional Red INNOVAGRO: “En la búsqueda de una mayor vinculación entre investigación y transferencia en los Sistemas de Innovación Agroalimentarios”.

El Ministerio de Educación, a través de su Viceministerio Ciencia y Tecnología y el Ministerio de Agricultura y Ganadería, están realizando un esfuerzo interministerial con el objetivo de incorporar dentro del Programa de Alimentación y Salud Escolar (PASE), una nueva Bebida Biofortificada, la cual ha sido elaborada a base de maíz del tipo biofortificado (QPM) variedad Protemas y sorgo calidad alimenticia variedad RCV, introduciendo con ello un alimento innovador, nutritivo y saludable, que contribuya a corregir y/o mejorar deficiencias nutricionales en los niños en edad escolar, favoreciendo mejoras en los procesos de aprendizaje y cognitivos. Con esta opción, también se espera sustituir un producto importado.

El proyecto piloto beneficiará aproximadamente a 40 mil estudiantes de 99 escuelas públicas; busca ser una alternativa de inversión, técnica, económica y con características socialmente amigables, que fomente la utilización de materias primas y otros recursos disponibles en el país, para dinamizar de esta manera la producción agrícola y la agroindustria local.

Otros ganadores de la jornada serán Argentina con Minifactoría fluvial, y Uruguay con Consorcio Regional de Lanas Ultrafinas del Uruguay.

 

PRIICA facilita más conocimiento

 
 
 

Las recientes actividades realizadas con el Programa Regional de Investigación e Innovación por Cadenas de Valor Agrícola (PRIICA) son los talleres internacionales de papa y yuca. Para el caso de la segunda capacitación, el representante por El Salvador fue Luis Trujillo, quien es el especialista en investigación del cultivo de la yuca del Centro Nacional de Tecnología Agropecuaria y Forestal (CENTA)“Enrique Álvarez Córdova”.

El PRIICA organizó la actividad con el objetivo de fortalecer la red regional de yuca y ampliar los conocimientos técnicos-científico, que apoyen la agenda de innovación.

El Curso en “Tecnologías Innovadoras en Producción y Transformación Sostenible de Yuca”. Realizado en el Centro Internacional de Agricultura Tropical (CIAT) de la ciudad de Cali, del 13 de al 17 julio 2015, benefició a 12 participantes Centroamericanos y una persona local.

Entre los contenidos desarrollados se pueden mencionar: Tecnologías de cultivo de tejidos; técnicas de endurecimiento y macropropagación de yuca; ensayos de evaluación con variedades mejoradas de yuca; tecnologías para el manejo poscosecha de raíces de yuca; desarrollo de productos con cultivos biofortificados; manejo del cultivo, plagas y enfermedades de yuca.

Impartidos por personal de CIAT y CLAYUCA, el aprendizaje estuvo acompañado por visitas técnicas, sesiones teórico-prácticos, visita a laboratorio de tejidos, visita a planta procesadora de yuca y mesas de trabajo. Se realizaron prácticas sobre endurecimiento de vitroplantas del tubérculo, la implementación de ensayos adaptativos con variedades mejoradas, producción de harina refinada, procesamiento de alimentos nutricionalmente mejorados, siembra y cosecha mecanizada, entre otros.

Para el caso de CENTA y el país, esto contribuiría a homologar los trabajados futuros de investigación en el cultivo de yuca; podría abrir acceso al banco de germoplasma de yuca del CIAT para el intercambio de variedades, así como el fortalecimiento de las capacidades técnico-científicas en el cultivo. Según el informe de Luis Trujillo, se espera que CENTA reciba variedades promisorias de yuca para poder trabajar con ellas a nivel regional.

Al final, los asistentes al evento realizaron una presentación de la situación actual del cultivo de yuca por cada país participante. Adicionalmente, hubo una reunión de trabajo de la red regional de yuca de Centro América y Panamá en el marco del PRIICA.

Otro curso regional que potenciará la red del producto cadena papa, se llevó a cabo del 10 al 14 de agosto en Lima, Perú. Los representantes por El Salvador fueron: Martín Fuentes quien es extensionista de la agencia de CENTA, en Chalatenango, y Mauro Abarca quien trabaja para la Comisión Trinacional del Plan Trifinio.

El Programa Regional de Investigación e Innovación por Cadenas de Valor Agrícola (PRIICA) es un programa de la Unión Europea y el IICA cuyos fondos ascienden a € 5,6 millones y pretende reforzar la seguridad alimentaria y nutricional de los agricultores en la región a través de innovaciones tecnológicas agrícolas.



 
Si desea más información o quiere compartir comentarios o sugerencias, escriba al correo cindy.hernandez@iica.int
Comité Editorial
Dr. Gabriel Rodríguez
Cindy Hernández
Luis Aquino
 
Suscríbase Contáctenos www.iica.int
© IICA Oficina El Salvador promueve el uso justo de este documento.
Se solicita que sea citado apropiadamente cuando corresponda