Compartir o Ver en sitio web
01/07/2011#39
 
 
 

Retos de los nuevos profesionales agrícolas

Como parte de la interacción con el sector académico, el Representante de la Oficina del IICA en El Salvador, Gerardo Escudero, respondió a la solicitud de la Universidad Católica de El Salvador (UNICAES) para dictar una conferencia en el marco de la jornada “Los retos científicos, tecnológicos y sociales que enfrentan los profesionales de ingeniería agronómica”.

El evento se llevó a cabo en el campus de la universidad localizado en la ciudad de Santa Ana, occidente del país, el pasado 20 de junio. Asistieron unas 60 personas, entre estudiantes y catedráticos, de la Facultad de Ingeniería y Arquitectura.

A través de la jornada, los organizadores tenían como objetivo obtener retroalimentación sobre cómo los diversos retos deben impactar en los procesos de formación en las universidades.

Durante la ponencia, el Doctor Escudero explicó el contexto del agro en El Salvador, la nueva política agrícola que impulsa el Estado, la visión del mercado como punto de partida, la captura tecnológica y de conocimiento, la relevancia estratégica de la innovación en el ámbito agrícola nacional y su importancia vinculada a la formación de los nuevos profesionales del agro.

Con anécdotas y ejemplos, el Representante también hizo énfasis en lo esencial del enfoque Aprender-Haciendo, en sintonía con la dinámica de oferta y demanda del mercado.

Un tercer punto abordado fue la presentación del Programa de Agricultura Familiar para el Encadenamiento Productivo (PAFEP) como parte del Plan de Agricultura Familiar que impulsa en la actualidad el Gobierno. Los participantes conocieron la propuesta técnica con el modelo y estrategia de intervención, las innovaciones contenidas en el mismo y el papel fundamental de los profesionales ante el desafío de volver las miradas al agro salvadoreño y transformarlo.

La oportunidad de compartir con los alumnos y docentes permitió efectuar gestión del conocimiento con las nuevas generaciones que llegarán a inyectarle mayor dinamismo al sector agrícola, en un futuro cercano.

El Decano de la Facultad, Ing. Mauricio Velásquez, así como catedráticos de distintas asignaturas agradecieron la participación del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura.

 

Taller sobre modalidades de ECAS

Representantes del Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG), del Centro de Tecnología Agropecuaria y Forestal (CENTA), del Proyecto para el Apoyo a Pequeños Agricultores de la Zona Oriental (PROPA-Oriente) impulsado a través de la Agencia de Cooperación Internacional del Japón (JICA), de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) y del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA) efectuaron un taller con el objetivo de conocer e intercambiar ideas sobre las distintas modalidades de aplicación de la metodología Escuelas de Campo (ECAS), el pasado 27 de junio en el Centro de Liderazgo y Capacitación de esta Oficina.

Los participantes efectuaron presentaciones sobre el trabajo que están realizando respecto al tema y expusieron actividades, mecanismos, aprendizajes, logros y planes a futuro en cuanto a la metodología.

Caso PROPA-Oriente

El Jefe Asesor del Proyecto PROPA-Oriente, Ing. Shinichi Kondo, dio a conocer un balance general de cómo el PROPA-Oriente ha venido trabajando con la metodología para brindar ayuda técnica a fin de impulsar la agricultura familiar, considerando un enfoque ecológico.

El experto indicó que a través del proyecto pretenden lograr capacitar a unos 2000 agricultores de la zona oriental y formar 500 extensionistas comunitarios, específicamente en Usulután, San Miguel, Morazán y La Unión. La transferencia tecnológica y de conocimiento ha incluido técnicas productivas, de comercialización y asociatividad.

“Apoyamos la agricultura familiar y no solo enseñamos cómo producir, sino también a saber vender”, expresó Kondo.

Actualmente, PROPA-Oriente trabaja con 10 agencias del CENTA y mantiene una dinámica de alianzas con otras instituciones (donantes, gobiernos locales, universidades, ONG, etc.) para brindar asesorías a las Familias Demostradoras.

Además, el Proyecto impulsa las “parcelas vitrinas” donde los productores pueden observar la tecnología y métodos que se pueden replicar para obtener mejores resultados en sus cosechas.

Kondo considera la tecnología como parte esencial del proyecto: la utilización de medios web, sistemas de monitoreo, como el GPS, y la comunicación e información, entre otras herramientas estratégicas con múltiples propósitos.

PROPA-Oriente inició sus labores en marzo de 2008 y finalizará el proyecto el 26 de marzo de 2012.

Aportes FAO-CENTA

La presentación de la metodología por parte de FAO El Salvador, estuvo a cargo del Ing. Jaime Tobar, quien destacó que el objetivo principal de las ECAS es mejorar la agricultura de las familias productoras. “En esta escuela sin muros las personas se juntan para aprender sobre cultivos y sobre aspectos del hogar, pues en FAO creemos que no basta con atender la parcela, sino también el espacio doméstico”.

El trabajo de FAO, en cuanto a la implementación de las ECAS, ha comprendido temas como recursos hídricos y agricultura de conservación; preparación de jóvenes en temas agrícolas, implementación de huertos escolares y seguridad alimentaria, en el aspecto de utilización y consumo apropiado de alimentos.

En su presentación, Tobar hizo énfasis sobre ciertos puntos críticos y claves de la metodología; mencionó la necesidad de fortalecer las capacidades y conocimientos de los equipos técnicos, para contar con un equipo facilitador técnicamente competente y observador. La experiencia de FAO en cuanto a ECAS se ha desarrollado trabajando junto al CENTA.

Próximamente, FAO publicará el documento “Escuelas de Campo con Perspectivas de Género para Familias Demostradoras”.

Exposición IICA

Por parte de IICA, la presentación de la metodología estuvo a cargo de Luis Zúñiga, Especialista en Escuelas de Campo, quien hizo un recuento histórico de los inicios de las ECAS y expuso sobre su eficiencia y adaptabilidad a programas productivos, sociales, de cooperación entre otros.

Zúñiga también señaló cómo la metodología potenciará las diez cadenas agroproductivas priorizadas por el Plan de Agricultura Familiar (PAF) y los procesos de enseñanza-aprendizaje; indicó las distintas modalidades que se aplicarán para orientar al cambio y la sostenibilidad.

Durante la exposición, mencionó que las ECAS significan innovación y capacitación participativa, donde la transferencia de conocimiento es el principal elemento de sustentabilidad en el esquema. En el Programa de Agricultura Familiar para el Encadenamiento Productivo (PAFEP), serán desarrolladas unas mil ECAS; el proceso ha iniciado.

En el taller, se completó un ejercicio de similitudes y complementariedades sobre las ECAS que será retomado en una fecha cercana para definir la optimización de aplicaciones en el contexto PAF y sus programas.

 

Mesa de lácteos completa currícula

La Mesa Técnica de Lácteos, presidida por funcionarios del Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG), realizó una sesión el pasado 24 de junio, fecha en la cual abordaron y completaron puntos pendientes relacionados con la construcción de la currícula para uno de los niveles de las Escuelas de Campo; otros aspectos de interés también fueron discutidos.

La infraestructura lechera adecuada, la toma de muestras para monitoreo de control de enfermedades, la limpieza de las instalaciones y del equipo, las condiciones higiénicas para el ordeño fueron algunos de los puntos considerados.

¿Cómo lograr impacto económico mediante el acopio?, ¿Cómo crear enlaces con el mercado?, el papel de la tecnología y el equipamiento, el emprededurismo, los negocios y las prácticas también fueron aspectos enumerados para ser tomados en cuenta en la formación de capacidades.

Medardo Lizano, Especialista en Sanidad e Inocuidad del IICA y moderador de la mesa, planteó la utilización de la metodología Escuelas de Campo en distintos niveles, producción, comercialización, gestión empresarial e institucionalidad para inyectar competitividad al sector.

Los ganaderos apoyarán el logro de impactos que generen resultados a largo plazo con el desarrollo del Plan de Agricultura Familiar.

El IICA considera que para impulsar la ganadería el conocimiento es clave para dar el salto hacia la excelencia; otro aspecto importante es la solución de puntos críticos acompañado de la apuesta por la innovación.

Balmore Alvarenga, Presidente de Proleche, comentó su experiencia con el programa productivo de la zona norte impulsado por FOMILENIO, donde las metodologías de comercialización les han sido de utilidad y base de éxito.

 

Formación de red científica y técnica ante el cambio climático

El Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA) tiene el interés de aumentar capacidades institucionales en México, Centroamérica y Colombia para trabajar en la adaptación de la agricultura al cambio climático mediante un programa intergubernamental de cooperación, con el fin de crear una red científica y técnica que investigue y comparta información regional sobre el cambio climático.

Esta iniciativa denominada Programa Intergubernamental de Cooperación “Cambio Climático, oportunidades y desafíos para la Agricultura” (PRICA) es coordinada por la Oficina del IICA en México.

El Panel Intergubernamental de Cambio Climático (IPCC) estima que antes del 2100 habrá un aumento en la temperatura promedio global de 2° C por emisiones de gases relacionadas a distintos factores. Para el Director General del IICA, Víctor Villalobos, esto plantea un desafío donde se requieren soluciones estratégicas para los países beneficiarios del PRICA, en la cuales se incluye la orientación a una agricultura más eficiente.

Villalobos, máxima autoridad del IICA, enfatizó que “tenemos el reto de aumentar la productividad agrícola para cubrir la demanda del crecimiento de la población al 2050, cuando el planeta tendría 9.150 millones de habitantes. La ciencia y la tecnología tienen un cajón de herramientas para facilitar esa adaptación”.

El PRICA permitiría aumentar la capacidad institucional del sector agrícola de México, Centroamérica y Colombia ante el fenómeno del cambio climático y, al mismo tiempo, facilitaría la generación de estrategias de adaptación acordes con una cultura regional.

Los investigadores que se integren a la red propuesta por el PRICA aportarían información sobre el impacto del cambio climático en sus países, lo que permitiría construir escenarios geoprospectivos, es decir, que trasciendan zonas específicas o fronteras nacionales, para tener visión regional a la hora de trazar políticas estratégicas para el agro mesoamericano.

La Oficina del IICA en México espera tener estructurada la red científica y técnica dos meses antes de la Conferencia de la Partes de la Convención Marco sobre el Cambio Climático e implicaciones para la Agricultura de los Estados Miembros, o COP17, prevista para finales del mes de noviembre y principios de diciembre de 2011 en Sudáfrica.

 
Si desea más información o quiere compartir comentarios o sugerencias, escriba al correo cindy.hernandez@iica.int
Comité Editorial
Dr. Gerardo Escudero
Cindy Hernández
Elba Márquez
Claudia Gaitán
 
Suscríbase Contáctenos www.iica.int
© IICA Oficina El Salvador promueve el uso justo de este documento.
Se solicita que sea citado apropiadamente cuando corresponda